Loco Trump impone nuevo Arancel del 10% sobre las Importaciones Chinas 

Spread the love

Sharing is caring!

Donald Trump: Impondrá aranceles adicionales del 10% sobre importaciones de productos chinos valorados en 300,000 millones de dólares.  Decisión entra en vigor el 1° de septiembre, sobre productos por el valor de USD 300.000 millones. Anuncio provocó caída del Dow Jones, además las bolsas chinas y Europa se desploman.


El presidente estadounidense, «Loco Trump», anunció que impondrá aranceles adicionales de 10% sobre importaciones chinas valoradas en 300,000 millones de dólares a partir del 1 de septiembre. Mientras tanto, continuarán las negociaciones entre ambas potencias con el objetivo de dar fin a esta guerra comercial.

Trump atacó a China por no cumplir con las promesas de comprar más productos agrícolas estadounidenses y criticó personalmente al presidente Xi Jinping por no hacer más para detener las ventas del opioide sintético fentanilo.



El conflicto comercial ha generados oportunidades coyunturales para México, quien superó a China en exportaciones de productos a Estados Unidos en marzo, un hecho que no ocurría desde julio del 2003, de acuerdo con datos de la Oficina del Censo estadounidense. En los meses subsecuentes, China recobró su liderazgo, pero se encamina a enfrentar una afectación más con los nuevos aranceles.

Sin embargo, “cuando dos elefantes se pelean, quien más sufre son las hormigas que están en el suelo”, acotó Fernando de Mateo, ex-embajador de México ante la Organización Mundial de Comercio, en referencia a que siempre una guerra comercial terminará afectando a todos los países, sobre todo a los de menor tamaño comercial.

EEUU aplicó desde el pasado 10 de mayo un arancel de 25% a productos importados desde China con un valor anual de casi 200,000 millones de dólares. Ya a esa misma canasta de productos se les cobraba un arancel de 10% desde el 24 de septiembre del 2018.



El aumento de aranceles fue autorizado por Trump, bajo la Sección 301 de la Ley de Comercio de 1974 de Estados Unidos, uno de los principales medios legales por los cuales ese país aplica los derechos estadounidenses bajo acuerdos comerciales y aborda las barreras extranjeras “desleales” a las exportaciones estadounidenses.

Las sanciones bajo la Sección 301 contra China se han aplicado en tres etapas. La primera, en vigor desde el 6 de julio del 2018, consistió en fijar un arancel de 25% sobre 818 productos chinos importados con un valor anual de 32,300 millones de dólares.

Subsecuentemente, Estados Unidos instrumentó la segunda etapa, estableciendo un arancel de 25% sobre 279 productos chinos importados, con un valor anual de 13,700 millones de dólares, vigente desde el 23 de agosto del 2018.

La tercera etapa, vigente desde el 24 de septiembre del 2018, fue instrumentada primero con el arancel de 10% sobre 5,745 productos chinos importados por EU con un valor de 188,900 millones de dólares, y luego, a partir del 10 de mayo, con un arancel de 25% a la misma canasta.

Ya Trump había ordenado iniciar el proceso de aumentar los derechos de aduana a casi todo el resto de las importaciones de China, que están estimadas en unos 300,000 millones de dólares.

Esta última lista propuesta excluye productos farmacéuticos, artículos médicos selectos, materiales de tierras raras y minerales críticos. Cualquier producto dado con exenciones en tarifas anteriores “no se verá afectado”, según la Representación Comercial de la Casa Blanca.

En el 2018, EU importó productos de China por un valor de 562,852 millones de dólares, por lo que de cumplirse la amenaza de los 300,000 millones, se gravaría a 95% del total de importaciones estadounidenses procedentes de ese país asiático.



Desde mayo, China anunció que aplicaría a partir del 1 de junio aranceles punitivos contra importaciones originarias de Estados Unidos por un valor de 60,000 millones de dólares anuales, con lo cual castigaría con tarifas arancelarias a la totalidad de sus compras de mercancías estadounidenses.



Leave a Reply

shares